Hablamos de autoaceptación refiriéndonos a la evaluación cognitiva que hacemos de nuestra forma de ser, nuestros sentimientos, conductas, creencias, motivaciones e historia. Si después de realizar dicha evaluación somos capaces de aceptarnos tal y como somos ante la sociedad, decimos entonces que tenemos un buen nivel de autoaceptación. (Campos, Antonieta, 2009. psiqueysalud@gmail.com )

Las personas piensan constantemente sobre su manera de hablar, de tratar, de sentir, etc. Dependiendo de los pensamientos que cultiven en su mente sobre sí mismos, así se manifiesta lo que creen que son. Sin embargo, al enfrentar cambios y tener que tomar decisiones, las personas se dan cuenta de que no son lo que creían, actúan de formas no esperadas, de maneras que nunca creyeron que podrían actuar, se evalúan con respecto a estándares socialmente establecidos, estándares que varían dependiendo de la historia, familia y comunidad de cada individuo en particular. Con cada nuevo cambio, el autoconcepto varía, por lo tanto se sabe que la autoaceptación de las personas tiende a ser fluctuante. (Barreto, Alfonso, 2006. http://www.mailxmail.com/curso-autoestima-calidad/autoaceptacion )

Siendo capaces de reflexionar sobre nuestra propia historia, sobre nuestros estándares y la forma en que nos valoramos a nosotros mismos, también podemos mejorar la forma en que nos aceptamos cuando nos disponemos a evaluarnos de forma diferente.
Entonces se dice que, nosotros elegimos si nos aceptamos o no. Elegimos concentrarnos en lo que amamos de nosotros mismos y a la vez ser consientes de lo que no nos gusta. Cambiamos lo que podemos, nos adaptamos cuando no podemos cambiar las circunstancias, nos acogemos aún cuando no podemos cambiarnos a nosotros mismos. Aceptarnos significa sentirnos felices al ser como somos. http://www.innatia.com/s/c-motivacion-personal/a-que-es-autoaceptacion-de.html

Una persona que se acepta a sí misma reconoce sus habilidades y capacidades, no se devalúa por sus fallas o debilidades, acepta su verdad, acoge su realidad y vive de forma consciente, no cree en la aprobación ni en la desaprobación. Quien se acepta admite sus sentimientos y hace elecciones que favorezcan su desarrollo personal. (Gamboa, Moserrat. Sf, http://oncetv-ipn.net/dialogos/dc.php?id=e_autoaceptacion )

Aún es posible que una persona con buena autoaceptación no se guste a sí misma, que no tenga todas las características de su preferencia; pero se conoce a sí misma, sabe quién es, cómo tiende a reaccionar, cómo ha reaccionado de forma excepcional, cómo piensa, cómo siente y qué recuerda. Se conoce y se acepta.

La autoaceptación permite a las personas abrir espacio a sus sentimientos más turbios, para reconocerlos, para procesarlos, para resolverlos o para hacer de ellos algo constructivo. El que se enoja, reconoce que está enojado y sabe porqué llegó a enojarse, entonces sabe combatir la causa canalizando la misma energía de su enojo para generar soluciones constructivas. Aquél que se ha aceptado a sí mismo y a sus frustraciones o debilidades, no busca culpables, entiende lo que está ocurriendo dentro de sí, reconoce sus necesidades y busca soluciones. (Campos, Antonieta, 2009. psiqueysalud@gmail.com )

J. Donald Walters (Autor, filósofo, poeta, compositor y editor, sf.) dijo "La autoaceptación surge de enfrentar los retos de la vida con energía. No te insensibilices ante las experiencias difíciles y las dificultades, ni construyas una muralla mental que excluya el dolor de tu vida. Encontrarás la paz, no a través de escapar de tus problemas sino enfrentándolos valerosamente. Encontrarás la paz, no en la negación, sino en la victoria".
http://www.crecimiento-y-bienestar-emocional.com/autoaceptacion.html

Así, el que se acepta, también acepta sus frustraciones, su dolor, sus miedos, su envidia, su tristeza, su ira y todos los sentimientos que socialmente se desaprueban. Pero el que se acepta no se desaprueba, sólo reconoce lo que siente y lo que necesita, cuando lo reconoce también reconoce sus oportunidades y sus recursos para mejorar sus condición; así, termina por convertir las frustraciones en satisfacciones y el dolor en consuelo. Sobre sus miedos predomina el amor, sobre la envidia se impone la solidaridad, su tristeza se disipa con esperanza, su ira se vuelve energía y, de pronto, paz. (Campos, Antonieta, 2009. psiqueysalud@gmail.com )

Quien se acepta maneja menores niveles de estrés, porque no vive demandando condiciones imposibles de sí mismo y del ambiente; quien se acepta encuentra formas de adaptarse y desarrollarse al mismo tiempo, con las oportunidades que se le presenten, trabajando con sus habilidades y considerando sus debilidades. (Ellis, Albert. Terapia Raciona-Emotivo-Conductual)

Se trata de ser auténtico, de conocerse y disfrutarse, de presentarse sin miedo a la desaprobación, porque esta no existe. Sólo somos, sólo existimos, actuamos y construimos con la materia prima que tenemos. (Campos, Antonieta, 2009. psiqueysalud@gmail.com )

Nuestra historia, por turbia que sea, es la mancha de base para una pintura hermosa. Toda mancha se transforma en una figura intensa, con sentido, que comunica algo que, al verlo, permite a otros crecer.

Toda materia prima tiene lugar en nuestra obra de arte, cuando reconocemos las características de cada uno de los materiales que utilizamos, entonces somos capaces de darles sentido en nuestra obra.

Así, nuestros supuestos “errores” se convierten en una vasta experiencia que supera el valor de las piedras preciosas; nuestro ser falible se siente humano, se conecta con la condición humana de los demás, se dispone a compartir, a dar. No hay un pasado que evaluar, sólo hay experiencia para aquél que se acepta a sí mismo. (Campos, Antonieta, 2009. psiqueysalud@gmail.com )

Entonces, aumentan cada vez más las posibilidades de construir, porque conforme pasa el tiempo hay más experiencia, más destrezas, más planes, más oportunidades. El que se acepta a sí mismo, acepta lo que viene y se hace dueño de sí mismo y de su porvenir. Este es el que verdaderamente tiene libre albedrío, porque escoge sabiendo quién es y qué puede lograr; porque acepta que es un ser en crecimiento, en proceso de desarrollo, que no lo sabe todo pero obtiene algo bueno de todo.


Licda. María Antonieta Campos Badilla
Psicóloga
Psique&Salud
San José-Costa Rica
psiqueysalud@gmail.com
psiqueysalud@yahoo.com
Type in the content of your page here.